Observación astronómica en Barreal

Observación astronómica en Barreal

Un imponente paisaje montañoso a través de la precordillera andina nos conduce al valle calingastino, situado a 180 km. al sudoeste de la provincia de San Juan. Barreal es una localidad perteneciente al Departamento Calingasta, ofrece una variada oferta de alojamientos, comedores, y campings. Es ideal para disfrutar de tranquilas jornadas de contemplación del paisaje y descanso, o bien actividades cargadas de adrenalina así como rafting, trekking, cabalgatas, entre otras.

Barreal

Esta localidad y el departamento Calingasta en general, se encuentra bajo uno de los cielos más diáfanos del mundo y está rodeado por grandes guardianes de piedra como lo son el Cerro Mercedario (6.770 m) y el imponente Aconcagua (6.959 m). Así, la claridad nocturna, combinada con la altura de los Andes, se conjugan para lograr el mejor entorno de observación astronómica.

descargaEl Observatorio Astronómico “Félix Aguilar” es un Instituto de investigación dependiente de la Facultad de Ciencias Exactas Físicas y Naturales de la Universidad Nacional de San Juan. Tiene a su cargo por convenio, el Observatorio Astronómico “Dr. Carlos U. Cesco” ubicado en el Departamento Calingasta, localidad de Barreal a 2.348 mts. sobre el nivel del mar.

El emplazamiento del observatorio les permitirá percibir la magnificencia del paisaje destacándose hacia el oeste el Cerro Mercedario, el más alto de la provincia, la Cordillera de Ansilta con sus siete picos, y hacia el este las cumbres de El Tontal .

El lugar se puede visitar tanto de día como de noche. Así, la visita diurna consiste básicamente en una recorrida por la zona de Telescopios y el centro de visitantes “Hugo Mira” que es dirigida por un investigador del observatorio, quien brinda información detallada sobre distintos temas relacionados con la Astronomía con variadas imágenes del universo.

La visita nocturna es más práctica y, si el cielo está despejado, se agrega la posibilidad de observar a simple vista y hacer reconocimiento de constelaciones, millones de estrellas, donde se destacan el brazo de la Vía Láctea y las Nubes de Magallanes, y para mejores detalles se dispone de un telescopio instalado especialmente para que los turistas puedan incluso practicar astrofotografía con sus propias cámaras. Lo dinámico es que cada visita es particular, porque cada noche del año lo es, debido a la variedad de fenómenos que pueden ir apareciendo en el cielo como estrellas fugaces, eclipses, entre otras cosas. Las visitas nocturnas no tienen un horario pactado, dependen de la época del año, ya que empiezan cuando el sol se oculta detrás de la Cordillera.

El lugar además, ofrece la posibilidad de alojarse con pensión completa o media pensión en las instalaciones del observatorio.

Enviar un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *